Rehabilitación de fachadas, ¿Aislamiento exterior versus Aislamiento interior? - Noticias Fachadas Gyplac

Rehabilitación de fachadas, ¿Aislamiento exterior versus Aislamiento interior?

    La rehabilitación de la envolvente térmica es una necesidad ya sea en pequeñas edificaciones, como viviendas unifamiliares, o en grandes edificaciones. Es una de las primeras opciones para lograr un ahorro energético, conseguir confort e incluso aprovechar para darle una nueva estética al edificio.

    Menor demanda energética, menor gasto económico

    Unos gastos energéticos en calefacción y en refrigeración muy altos son indicadores de que debemos buscar la manera de minimizar la demanda energética, y por ello, tras un análisis de las pérdidas energéticas del edificio, se debe determinar si actuar sobre la envolvente de la edificación.

    ¿Qué es la envolvente de la edificación? Son los cerramientos que crean la separación entre los espacios internos y el ambiente exterior, en otras palabras, la piel de la edificación. Cabe destacar que la envolvente térmica son todos los cerramientos, y para lograr una rehabilitación completa habrá que estudiar además de la fachada, las cubiertas, las carpinterías exteriores, y la separación de planta baja con el suelo o las particiones con otros espacios no calefactados.

    Una de las debilidades más frecuentes de la envolvente, es la deficiencia o ausencia de aislamiento térmico, el cual debe ser instalado para minimizar el paso de energía en forma de calor. Aunque el edificio presente aislamiento, pueden que existan fallas o defectos que causen la necesidad de una rehabilitación. Estas fallas pueden ser en zonas puntuales donde existen variaciones en la construcción, como son los denominados puentes térmicos, o por la elección y colocación errónea del aislamiento.

    Los usuarios, generalmente, tendemos a incrementar el consumo de energía porque deseamos llegar a una temperatura de confort y a veces concluimos que son los sistemas de refrigeración o calefacción los que no funcionan, cuando realmente son las fugas de calor las que no permiten que el espacio mantenga la temperatura deseada.

    Rehabilitar con aislamiento las fachadas

    Cuando se desea rehabilitar con aislamiento una fachada, la primera pregunta que surge es si debe aislar por el exterior o por el interior. La Dra. Arq. Ana Sánchez–Ostiz en la presentación “Rehabilitación Energética” (1), explica las ventajas y desventajas de los distintos sistemas:

    Aislamiento Externo: El aislamiento se coloca por el exterior de la fachada existente, existen diversos métodos para aislar por el exterior y, en general, estas son las ventajas e inconvenientes que este sistema ofrece:

    Ventajas:

    • Se suprimen de los puentes térmicos.
    • No disminuye la superficie útil del edificio.
    • Se puede renovar al mismo tiempo el aspecto estético de la fachada.
    • Se reparan las fisuras de la hoja exterior.
    • Se suprimen de los choques térmicos en los materiales de fachada.
    • Se aprovechamiento la inercia térmica del cerramiento existente.
    • Se producen menores molestias a los usuarios.

    • Desventajas:

      • Costo del andamiaje exterior.
      • Necesidad de eliminar las instalaciones exteriores existentes en la fachada.

        Rehabilitación fachadas por el exterior

        Aislamientos Exteriores / Elaboración propia

      Aislamiento Interno: el material se coloca en la parte interior de la fachada. Generalmente se emplea cuando no se puede aislar por el exterior o cuando se detecta una importante fuga del calor producido por el sistema de calefacción, instalado en fachada, hacia el exterior.


      Ventajas:

      • Su ejecución es sencilla.
      • En caso de un edificio con varios propietarios, un único propietario lo puede realizar de manera individual.
      • No precisa andamiaje exterior.
      • Es adecuado para locales con intermitencia de uso.


      Desventajas:

      • Molestia a los habitantes del edificio durante la rehabilitación.
      • Pérdida de espacio y volumen útil.
      • No soluciona los puentes térmicos.
      • No soluciona los problemas presentes en la envolvente como la infiltración de aire o agua.
      • Existe la posibilidad de condensaciones en el interior del material.
      Rehabilitación de fachadas por el interior

      Aislamiento Interno / Elaboración propia

      Tras puntualizar las ventajas y desventajas del aislamiento interno y externo, podríamos concluir que la mejor opción es la externa ya que resuelve de manera más eficiente los problemas existentes. Sin embargo, hay que recordar que no todas las condiciones son las mismas: habrá casos en los que no se podrá rehabilitar por el exterior, como son en los edificios históricos, en otros casos, la selección del sistema dependerá de la financiación disponible, si es factible la inversión a mediano o corto plazo y, en otros casos el uso del espacio será el que condicionará esta elección. En cualquier caso es importante tener en cuenta las repercusiones y comprometerse a lograr la mejor solución.

      Tomado de MDGAE BLOG - https://mdgaeetsaun.com/2017/02/08/rehabilitacion-de-fachadas-aislamiento-exterior-versus-aislamiento-interior/

        Leer todas las Noticias